A la vuelta de la esquina. O cómo perderle el respeto a las galerías de arte

A la vuelta de la esquina es una nueva iniciativa educativa que se ha propuesto acercar las galerías de arte a todos lo públicos, invitándonos a perderles ese respeto que suelen infundirnos. Hablamos con sus impulsoras para conocer mejor este interesante proyecto. Por María Arranz


14 septiembre 2015

A la vuelta de la esquina

 

Gemma García y Ángeles Ferragut son amigas desde hace casi 20 años. Gemma lleva muchos años trabajando como educadora en el MNCARS, y Ángeles produciendo proyectos artísticos de diversa índole. Esta es la primera vez que trabajan juntas en un proyecto que aúna, precisamente, las trayectorias profesionales de ambas: el arte y la educación.

 

A la vuelta de la esquina es el nombre del proyecto educativo que han puesto en marcha y con el que pretenden acercar las galerías de arte y sus obras a todos los públicos. Para esta edición han contado con la artista Leonor Serrano, que ha colaborado con el diseño de la actividad y que, junto con Gemma, será quien la desarrolle.

 

Pero ¿de dónde nació esta idea y cómo es que no se le había ocurrido a nadie antes? “Un día, hablando por Skype, Gemma me habló acerca de la cantidad de galerías de arte ‘vacías’ que hay en su barrio, Lavapiés, así como la cantidad de niños con pocos recursos para acceder a actividades culturales. Me pareció que la idea tenía mucho potencial y decidí embarcarme con ella. Una inmensa mayoría del vecindario que habita las mismas calles que las galerías de arte, no conocen lo que éstas exponen, no se atreven a entrar y además piensan que no son espacios interesantes ni comprensibles. Este sentir general, es ampliamente compartido por una mayoría social, y es ahí donde surge este proyecto” –nos cuenta Ángeles.

 

CABECERA_FB-LOGO ESPAÑOL

 

Un proyecto que empieza, efectivamente, en Lavapiés con “Una escena circular” (una actividad destinada a niños de entre 7 y 12 años en la que recorrerán siete galerías de la zona y que culminará con la creación de una instalación hecha por ellos mismos en torno a cómo observan y perciben el barrio), pero que tiene como objetivo poder llegar a cualquier barrio y ciudad donde haya espacios artísticos infrautilizados. Con esta iniciativa, explican, se han propuesto que la gente pierda el respeto a la hora de entrar a las galerías de arte. Quieren ampliar el publico que acude a ellas, aprovechar su potencial como recurso educativo y que la gente conozca la obra de artistas emergentes.

 

Tanto Gemma como Ángeles creen que los espacios dedicados al arte no se explotan suficientemente como recursos educativos. “En particular, las galerías de arte tan sólo son pensadas y disfrutadas como recurso educativo a nivel universitario, quedándose la gran mayoría de los públicos fuera. El resto de espacios artísticos, desde hace ya décadas han incluido en su oferta departamentos de educación o actividades educativas tanto para centros educativos –cubriendo todas las etapas– como para familias. Aún así, mucho me temo que no llegan al gran público, bien porque sus comunicaciones son online, porque la oferta es reducida, o porque suponen un desembolso económico que no está al alcance de todos. Las causas son múltiples y muy diversas” –nos explica Gemma.

 

CABECERA_FB-ESCENA CIRCULAR 

El arte, sin duda, puede jugar un papel fundamental en la educación de los niños. Según Gemma, “hace posible su sensibilización estética, estimula y desarrolla su creatividad, su imaginación y el pensamiento crítico cuando se trabaja a través del aprendizaje dialógico: diálogos igualitarios, solidarios y con creación de sentido. El arte es una herramienta de transformación individual y colectiva en la educación de todos los públicos“.

 

¿Cómo serán entonces estas visitas? “Las visitas son dialogadas. La educadora es la persona que media entre la obra de arte y los niños, guiando el diálogo con la obra, a partir de ella y con el resto del grupo. Nuestro método recoge los principios del aprendizaje dialógico, las metodologías participativas y la educación popular. Los niños aprenden a través de la interacción con los demás, hablando con otros, a partir de las experiencias de otros, mediatizados por la experiencia artística”.

 

* A la vuelta de la esquina celebra su primera edición del 14 de septiembre al 2 de octubre. Si quieres seguirles la pista y obtener más información, puedes hacerlo en su web.

13 agosto 2018 by IGNACIO TEJEDOR

Más que una galería, más que una escuela


Programa de estudios de Espositivo.


07 agosto 2018 by IRENE CALVO, ANGELA LOSA

En el estudio de Micol Talso


La autora de la cartelería de Veranos de la Villa habla sobre su trabajo.


25 julio 2018 by NICOLA MARIANI

Pensar en gestos


Marlon de Azambuja desarrolla desde varias disciplinas su práctica artística, basada en un lenguaje gestual que pone de manifiesto la estrecha relación entre arte y vida.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *