Amor al arte en La Fiambrera

Un nuevo local forma parte del ambiente variopinto de la calle Pez. Se llama La Fiambrera. En su interior se combinan espacios de forma armoniosa: cafetería, tienda, librería y galería. El diseño gráfico y la ilustración son los pilares sobre los que se construye el modus vivendi de este conjunto de rincones. Por Ilda Mosquera. Fotos por Juan Pérez Fajardo


30 enero 2015

_MG_6666

 

Como motor y alma del lugar se encuentran las museógrafas Maite Valderrama y Ruth López-Diéguez. Ambas se sienten entusiasmadas al mando de esta combinación de espacios que aúna artistas que les interesan. Fernando Vicente, Sergio Mora o Álvaro Pérez Fajardo son algunos de los creadores de obras que pueblan La Fiambrera.

 

Desde la calle, unos amplios ventanales dejan ver la cafetería y la librería. Un lugar donde un par de amigas cualquiera pueden pasar la tarde contándose penas y glorias, una cafetería transitable para cualquier señora del barrio, un sitio para una cita, para empezar a amar y también para un día cualquiera.

 

LF-Libreria01

 

En la parte de la librería reina la ilustración, el cartel y el diseño. “Son campos que nos interesan mucho. Están muy relacionados con la cultura popular. No hay tantos espacios dedicados a formatos como el cartel, a no ser que forme parte de las vanguardias”, explica Ruth.

 

La idea del espacio es que nadie se sienta intimidado al entrar en una galería. Ruth, que ya labró experiencia como galerista en La Fábrica, considera que “la gente o está acostumbrada o no se siente cómoda”. “Nuestra intención es hacer pedagogía: que quien venga tenga la oportunidad de preguntar cosas y que se sienta bien. Algo que no siempre es fácil en las galerías, muchas buscan solamente personas con pasta. Nosotros queremos explicar  la importancia de comprar obras de arte y de conservarlas”, afirman entusiasmadas en La Fiambrera.

 

La Fiambrera_diciembre 14_0085

 

La ilustradora Sonia Pulido ha sido la elegida para inaugurar la zona de la galería. Se trata de veinticuatro originales de las ilustraciones sobre papel que la artista hizo para el libro “Caza de Conejos” de Mario Levrero. Unos dibujos surrealistas en las que el conejo es algo más que un leitmotiv. Metáforas, personificaciones y símbolos pueblan este universo creado por Sonia Pulido. Dibujos irónicos para realidades sexistas.

 

Ilustración de Sonia Pulido.

Ilustración de Sonia Pulido.

 

Al final de la galería hay un rincón con enseres varios. Diversidad de elementos que respetan los parámetros sobre los que se sostiene el espíritu de La Fiambrera: ilustración, diseño gráfico y dibujo. Lámparas de Roswell, inspiradas en el mundo del tattoo y el cómic, ponen luz a la arquitectura hecha cartera de Lautem y a piezas de ropa rescatadas del olvido, mientras, a escasos metros se puede comprobar la funcionalidad de un mueble de Very Good Ideas.

 

LF-Galeria03

 

“Muchas cosas han cruzado el océano, mucha gente solo las ha visto en libros”, explica Maite. En la galería, el abanico de precios es muy amplio facilitando la compra a los bolsillos menos llenos. Entre lo más colorido están las máscaras del carnaval de Barranquilla y por supuesto ellas: Ruth y Maite. Las dos saludan de forma familiar y alegre a todo aquel que entra por la puerta. En La Fiambrera no hay blue day. En la parte de la cafetería intentan poner el azúcar y la sal a la vida. “Servimos desayunos, meriendas y aperitivos. Las comidas más ricas y las que más nos hacen disfrutar”, confiesan. Bizcochos caseros, pan tostado con mantequilla y miel, patés o quesos son algunos de los componentes de su oferta gastronómica. Para beber, entre otras cosas, cerveza y café Illy. “Todo servido con mucho amor y cariño”.

 

La Fiambrera_diciembre 14_0024

 

Mientras comemos y bebemos, podemos observar arte y artesanía. Producción española, como las virgencitas de Props Malasaña, las casitas de Madlab, las tablas de David Santiago, la joyería de Susana Espiauba o la cerámica ilustrada de Uhaala (Sonia Pulido).

 

La Fiambrera_diciembre 14_0034

 

Mucha grandeza a la vista, pero en La Fiambrera hay un secreto aún por descubrir. Desde el interior bajamos unas escaleritas y llegamos a un local más grande aún que la parte de arriba, una especie de cueva de ladrillo visto. Un rincón que sigue la estela de los  speakeasy neoyorkinos. Este espacio está a disposición de cortos que mostrar, libros que presentar y todas aquellas propuestas que quieran formar parte del mundo de La Fiambrera, “eso sí: siempre dentro de una línea cuidada que siga los parámetros que hemos establecido”, puntualizan.

 

La Fiambrera_diciembre 14_0036

 

Arte, diseño y sabor son tres disculpas para dejarse caer por este rincón de Malasaña y descubrir que no solo el cine puede producir amor en la fiambrera.

 

La Fiambrera_diciembre 14_0064

11 diciembre 2017 by REDACCIÓN

Agenda del 11 al 17 de diciembre


Arte, mesas redondas, música, mercadillos… Los planes que no te puedes perder esta semana.


04 diciembre 2017 by REDACCIÓN

Agenda del 4 al 10 de diciembre


Cine, música, arte… Los mejores planes para disfrutar de esta semana.


27 noviembre 2017 by REDACCIÓN

Agenda del 27 de noviembre al 3 de diciembre


Noviembre se va por todo lo alto: los mejores planes para disfrutar de la semana.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *