El amor en Madrid

San Valentín se acerca. El espacio que ocupa el amor platónico en el relato de la ciudad es más bien pequeño, pero Madrid también tiene sus historias románticas. Por Diego Parrado


12 febrero 2015

San Valentín recibe un rosario de la Virgen (David Teniers III).

San Valentín recibe un rosario de la Virgen, por David Teniers III.

 

En principio Madrid no parece una ciudad romántica. Está sucia, las casas yacen las unas juntas a las otras apretujadamente, igual que si se espiaran, y el más discreto de sus defectos acaba siempre siendo descubierto por una luz brutal. De alguna manera, se diría que Madrid es más partidaria del sexo que del amor romántico, contra el que parece estar continuamente conspirando. Tal vez por eso sea la diosa Venus representada en la estatua de la Mariblanca (la diosa de la sensualidad, más que del amor) la que domina el corazón de la ciudad a escasos metros del kilómetro cero.

 

También por eso, los turistas que lleguen a Madrid se encontrarán antes con el anuncio de una sauna que con la promesa de una cena romántica de oferta en El Tenedor. ¿Y por qué si no Madrid está libre de esas calesas horteras que hay en otras ciudades?

 

La Mariblanca domina Madrid y el espacio que ocupa el amor platónico en el relato de la ciudad es más bien pequeño. Sus defensores tendrán que conformarse con los siguientes paladines:

 

Las reliquias de San Valentín, que reposan en una iglesia de la calle Hortaleza: la iglesia de San Antón. Según la leyenda, Valentín fue un presbítero romano del siglo III que casó en secreto a varias parejas de jóvenes, desobedeciendo así la orden del emperador Claudio II que prohibía a los soldados contraer matrimonio (los solteros, pensaba Claudio, servían mejor a la guerra). Al ser descubierto, San Valentín fue decapitado, y por una de esas piruetas de la Historia sus reliquias terminaron en nuestro país como regalo del Papa a Carlos IV en el Siglo XVIII. Puesto que la iglesia de San Antón forma parte de la sede del Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid, y que en la terraza de éste ha abierto sus puertas un restaurante italiano, Bosco de Lobos, quienes escojan este restaurante para celebrar el día de los enamorados contarán con la bendición del santo, al que los vecinos de la zona solían acercarse a pedir ser el blanco de sus flechas.

 

Frescos de Goya en San Antonio de Florida.

Frescos de Goya en San Antonio de Florida.

 

– Sin embargo, en Italia existen al menos otras dos iglesias que dicen custodiar los restos del patrón de los enamorados, y lo cierto es que el nombre de Valentín es compartido por otros mártires de la Iglesia, por lo que tal vez los madrileños hayan estado confiando sus vidas en pareja al santo equivocado. Pero en nuestra ciudad hay otro santo que puede ayudarnos en estos asuntos: San Antonio de la Florida. La costumbre de pedirle auxilio amoroso a este santo fue instaurada en el Siglo XIX por las modistillas de la época, concretamente por aquellas que querían abandonar su soltería. Para ello, el 17 de junio (día de la festividad del santo), se acercaban hasta la Ermita de San Antonio de la Florida y arrojaban al interior de la pila del agua bendita trece alfileres. Después posaban una mano sobre ellos, y, al retirarla, contaban el número de alfileres que se les quedaban pegados a la palma: ése era el número de pretendientes que tendrían durante ese año.

 

– Tampoco ése es el único ritual romántico de la ciudad: en la calle de la Pasa, cerca de la calle Mayor, se encontraba antiguamente el arzobispado de Madrid, y puesto que en esos tiempos el matrimonio eclesiástico era el único que tenía validez y por tanto todos los madrileños que se casaban tenía que acudir a este lugar, surgió el siguiente dicho: “El que no pasa por la calle de la Pasa no se casa”. Por supuesto hubo quienes interpretaron literalmente la frase y recorrían la calle cada vez que la soledad les pesaba demasiado en sus corazones. Hoy el lugar sirve de residencia a los arzobispos y cardenales de la ciudad. Un poder, en definitiva, mucho menor que el de la diosa.

 

Foto: pedroreina.net.

Foto: pedroreina.net.

11 diciembre 2017 by REDACCIÓN

Agenda del 11 al 17 de diciembre


Arte, mesas redondas, música, mercadillos… Los planes que no te puedes perder esta semana.


04 diciembre 2017 by REDACCIÓN

Agenda del 4 al 10 de diciembre


Cine, música, arte… Los mejores planes para disfrutar de esta semana.


27 noviembre 2017 by REDACCIÓN

Agenda del 27 de noviembre al 3 de diciembre


Noviembre se va por todo lo alto: los mejores planes para disfrutar de la semana.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *