Re-volver: anarchivo-radical, delirios LSD y La Lupe

Hasta el 24 de septiembre se pueden visitar las exposiciones ¿Archivo Queer? y Anarchivo sida en Conde Duque, en el marco del proyecto El porvenir de la revuelta. Dos personas recorren estas exposiciones,  y dialogan en una sola voz expresando pensamientos, vivencias, opresiones y activismos en torno a lo queer y al VIH. Por Gerard Voltà y Yos Piña Narváez (erchxs).


09 Junio 2017

Visitamos la doble exposición del ¿Archivo Queer? y el Anarchivo sida, que forman parte de la programación del proyecto El porvenir de la revuelta, en el marco del Orgullo Mundial Madrid 2017.

 

En la exposición éramos dos cuerpos distintos que recorríamos los espacios cuidadosamente intervenidos para generar una atmósfera genealógica de una década que vivimos con los pies en distintos lugares. Con retazos discursivos, con traducciones do it yourself, con accesos desiguales a cuerpxs-textos circulantes.

 
 

Nunca había leído un manifiesto de LSD ni de la Raical Gai. A mis manos quizás llegó primero la poesía de La Lupe entre rones y puros y desde ese momento esas sonoridades formaron parte de mi cuerpx y es que como decía Lemebel en su “Loco Afán”: “Otros delirios enriquecían barrocamente el discurso de las homosexualidades latinoamericanas”. Quizás a tus manos llegó antes un Fanzine de la Radical Gai que la voz de La Lupe.

 
 

No, Yos, a mí me llegó antes la voz de la Lupe… en las bandas sonoras de Almodóvar.

 

“Fiesta en el Mosquito”. 1994. Fotografia de Sushimóvil. Exposición ¿Archivo Queer?

 

***

 

¿Cómo se construyen los cuerpxs políticos de la herencia neoliberal? ¿Cómo construimos nuestrxs cuerpxs transfronterizos en esta cruzada (forzada) del atlántico? ¿Cómo nuestrxs cuerpxs diáspóricxs apelan a la memoria ancestral colectiva para sobrevivir incluso haciendo alianzas con narrativas blancas hegemónicas de las disidencias sexo-genéricas? Este cuerpx negrx, trans, no binarix (in)documenta(dx) no transita con facilidad. Lee la producción discursiva y observa la construcción de genealogías blancas de las disidencias sexuales en el Reino de España. En Madrid, necrópolis que intermedia con el Norte, con la Europa más blanca y con Abya-Ayala. El cuerpx expuesto de la disidencia baila una coreopolítica que incorpora expresiones fóraneas con una impronta local que lo resemantiza. Una gramática de cuerpxs y deseos que no coquetean con mi memoria anticolonial, pero que al mismo tiempo muestra resistencia y una producción de saberes encarnados que muchas veces circula como body-branding de exportación.

 

Lambda News, nº55, julio de 1999, Chile. Exposición Anarchivo sida.

 

Siento que algunas resistencias contra la maquinaria neoliberal a las que te refieres navegan contra la narrativa de doble filo del Estado de bienestar de finales de los 80, que apuntalaba en las subjetividades y relaciones aquí. En estas activistas vibran las resistencias al euro-nacionalismo olímpico con el que el poder intenta cooptar a todos los colectivos sociales, y su doble filo necro-político que deja de lado a lxs más pobres con el VIH, la heroína y la implementación de la segregación por ciudadanía adaptada a las políticas de la Unión Europea.

 
 

Aunque la semiótica activista es muy norteamericana (ACT-UP), resulta imposible de copiar y pegar, sin aterrizarla al contexto propio de historias de lucha: cuerpxs que necesitaban generar un refugio que ya no encuentran en los grupos de liberación gai o los feminismos de la transición, o en la izquierda radical y el macho-okupa; que también apuntan por primera vez a esos ataques necro-políticos en los que no existe un precedente discursivo/manual de cautelas con las que actuar. Se nota en los arriesgados lemas y carteles, que me parecen mucho más políticamente incorrectos que los de hoy. Se nota también en las consignas que se gritan en las manis. En las autorrepresentaciones (opuestas a la representación de los partidos, cuotas y distintas maneras de repartirse del pastel) que producen antes del devenir paradojicamente etiquetador de toda la discursividad queer de lxs cuerpxs.

 

Veo discursos que me atraviesan, no te lo puedo negar, Gerard. También discursos que me hieren, pues la construcción serializada de las disidencias sexuales forman parte del modelo colonizador civilizatorio blanco-europeo. Sí, hay un lugar situado de narración, no por ello esto escapa de la maquinaria industrial de producción del “Yo global”. De ese “Yo supremacista” que alimenta la maquinaria global del activismo. Siento discursos que circulan como entidades no corpóreas que hicieron presencia en “El porvenir de la revuelta”. Esas entidades que están en esa dimensión fantasmagórica que implica la presencia de la ausencia. Discursos solapados no nombrados pero enunciando voces y referencias de la disidencia, de la noche con plumas, teatro, cuerpxs negros para el consumo blanco. Cuerpxs-1992, cuerpxs de la diáspora neoliberal, cuerpxs envenenados por la democracia, enredados en “demos-gracias”, cuerpxs-La-Lupe, cuerpos al borde de un ataque de nervios.

 
 

Siento que en la manera en que se ha elaborado el relato de estos movimientos se transpira una incomodidad, signo de que nadie fue impermeable a esa misma herencia neoliberal: la necesidad de darle matices al pasado para poder inscribirlo en un relato para el consumo hoy en día. No soportamos que la herencia tenga unos límites, que a mí me parecen llenos de potencia política, e intentamos renombrar todo aquello con el sello queer… ¿Absolverá lo queer lo (sin duda) lesbianas y (radicalmente) gays que fueron los 90 en Madrid?

 

Vitral en la exposición ¿Archivo Queer?

 

El paraguas queer no sé si nos cubre a todxs, Gerard. Ni esos cuerpos que salían a besarse mostrarse en las calles empuñanan totalmente “lo queer” esa sombrilla con agujeros. Esos cuerpxs eran maricones y bolleras, sin el edulcorante norte-europeo de lo queer, sin el financiación de fondos globales para el activismo y producción uniforme de discursos y subjetividades.

 

***

 

Stonewall tiene cuerpx negrx, migrante y fronterizo. La desmemoria blanca funciona como una aplanadora del olvido y borrado de nuestrxs cuerpxs. Quizás la localización de las prácticas de la disidencias sirve para esto.

 

***

 

“Nunca me imaginé” Portada de publicación editada por Centro de Educación y Prevención de Salud Social y sida, 1995. Concepción, Chile. Exposición Anarchivo sida.

 

Gerard, nosotrxs lxs negrxs, hijxs de la diáspora somos cuerpxs-límite. Me cuesta hablar sobre esto y transitar por este anarchivo cuando ella, mi hermana lrecibe residuos tardíos de la necro-farmaco-política contra el VIH, habitando la periferia. El proyecto de “modernidad tardía” opera también como una tecnología de exterminio de los cuerpxs negrxs, cuerpxs-límites que bailan con la pandemia. Como decía Mbembe: “El derecho soberano de matar”, principio básico en la “economía del biopoder, la función del racismo consiste en regular la distribución de la muerte y en hacer posible las funciones mortíferas de un Estado”, monstruo que deviene en transnacional. En mi memoria persiste “La economía de lo vivo”: el especismo colonial, animalidades y la palabra África que aparecen rotulada en una pared del Anarchivo sida. El virus y su asociaciones capciosas. Los cuerpxs que orbitan alrededor del virus, los cuerpxs extendidos del cuidado muchas veces no registrados.

 

***

 

Detalle del flyer de una fiesta de fin de año en el bar La Lupe.

 
 

“Cada cual en este mundo
cuenta el cuento a su manera
y lo hace ver de otro modo
en la mente de cualquiera”

 
La Lupe.

22 Junio 2017 by redacción

MINI Countryman, mucho más que contar


Una nueva versión del clásico MINI.


13 Junio 2017 by

Bacardí en la pista de baile


El festival Primavera Sound contó con un nuevo escenario dedicado a la música electrónica.


26 Mayo 2017 by redacción

Seis meses de MINI Hub


El espacio de MINI, MINI Hub cumple seis meses de actividad, consolidándose como uno de los lugares de referencia en el marco cultural del barrio de Malasaña.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *