Retrato sureño del envejecimiento

El fotógrafo norteamericano William Christenberry llega a Madrid por medio de una gran retrospectiva de sus imágenes que puede verse en la Sala Azca de la Fundación Mapfre.
Por Lara Alcz Miranda

 


29 octubre 2013

 

Su primera cámara, una Brownie de Kodak, data de finales de los cincuenta. Esta cámara de caja popularizó la fotografía, su primer modelo salió a la luz en 1900 con un precio de 1 dólar, cuya película costaba unos quince centavos, lo que la hizo asequible y accesible para la clase popular. Las instantáneas de pequeño formato pasaron a convertirse en un clásico familiar, una forma de almacenar recuerdos en albumes de fotos de unos 8×8 cm hasta los 12x 9 cm en Estados Unidos.

 

Los temas de la fotografía sureña de Christenberry, reflejan, contaminado por los sentimientos y vivencias de su infancia, la vida cotidiana de Alabama, viajes, carteles, arquitectura, carteles, carreteras, murales y ciudades del sur. Un pionero de la fotografía a color cuando aún se consideraba algo irreal y artificial en el arte, que además de la cámara ha empleado pintura, escultura e instalaciones como soporte para la presentación de sus obras y la consolidación de escenarios que trasladen los paisajes o historias que busca mostrar al público.

 

 

La exposición que se da cita en la Sala Azca consiste en una retrospectiva de más de 300 imágenes. De carácter vintage realizadas entre 1961 y 2007. Se exponen también diez esculturas de la serie The Klan Room, carteles y anuncios que el autor fue recogiendo y forman una colección particular de Christenberry. El repertorio fotográfico se estructura en diferentes series.

 

Tras los pasos de James Agee y Walker Evans
Después de descubrir en una librería de Birmingham en 1960 “Elogiemos ahora a los hombres famosos”, de James Agee con fotografías de Walker Evans, Christenberry empezó a desarrollar un interés especial por la vida de los habitantes de Alabama. El libro narra el verano de los dos artistas en compañía de unos aparceros blancos con los que convivieron en una granja por tres meses. Se suponía que la finalidad del proyecto era publicarlo en una revista de Nueva York, pero no fue así. Tras varios intentos con numerosas editoriales, consiguieron que saliera al mercado en 1940.

 

Aquel viaje que Agee y Walker hubieran emprendido en 1936 por esas tierras, inspiró al por entonces, joven fotógrafo a investigar sobre los mismo temas que ellos habían tomado. Trabajadas en blanco y negro, aún al principio de su producción, aparecen casas, almacenes de algodón, calles y rincones. Es en este período cuando salen a la luz imágenes que se transformarán en iconos de la obra de Christenberry como su casa natal, kudzu, la Plamist (la llamada casa de quiromántico), la calle Beale de Memphis, los anuncios y letreros o el cementerio de Stewart, además de las casas abandonadas y las cabañas de las bahías.

 

 

Working from memory
Esta serie reúne imágenes que fueron tomadas en los viajes que Christenberry realizaba cada año a la ciudad de Hale County, importante punto de batalla durante la Guerra Civil norteamericana, toma su nombre en honor al oficial Stephen Fowler Hale.

Durante su infancia pasó varias temporadas allí y ese fue el motivo del que partió para regresar año tras año a dicha localidad con su cámara fotográfica. Ya a color, se palpa una línea estética propia que se ha denominado como la Estética del envejecimiento, consistente en retratar cómo el tiempo hace mella en los edificios, en las casas, iglesias o caminos… Esta zona también fue fotografiada por Walker Evans para Let Us Now Praise Famous Men.

 

Objetos en el paisaje
William Christenberry cuenta con un amplio archivo fotográfico de carteles y letreros típicos del sur realizados a mano, que va más allá cuando el mismo cuenta que una de sus aficiones es reconstruir algunos de ellos o miniaturizarlos para incluirlos en sus pinturas o esculturas.

A finales de los años cincuenta comienza a captar instantáneas de estos elementos de la cultura popular que muchas veces han llevado a relacionar su obra con algunas del pop que se desarrolló posteriormente, como las de Rauschenberg o Jasper Jhons. Sin embargo el interés de Christenberry es estético, no se centra tanto en la manera de producir o realizar estos objetos sino en el encanto y la tradición que desprenden como parte de la cultura sureña. También aparecen coches, vallas, árboles…

Entre todas las fotografías que se muestran hay algunos carteles con mensajes especialmente únicos como “¿Crees en Jesucristo?, Yo sí”.

 

Paisajes del Sur
Las fotografías de estos paisajes son de los setenta, una década donde gran parte de los edificios de la niñez del artista ya habían desaparecido. Volviendo a hacer uso de la Estética del envejecimiento, donde no plasma una imagen romántica sino realista, desgastada, marcada profundamente por la acción humana y el desgaste del tiempo.

 

La visión urbana
Desmarcándose de su faceta de fotógrafo rural y de campo, Christenberry entra en la fotografía urbana, poco conocida, reflejando a la gente de ciudades como Greensboro, Akron, Memphis (donde los murales atraen poderosamente su atención), Moundville o Marion. Fue en Tenessee y Memphis donde produjo más trabajos a causa de su docencia en sus respectivas universidades. Los personajes que aparecen en estas obras son casuales, fragmentan su convencional línea solitaria. El color y la textura es lo que prima en las fotos de este período.

 

Finalmente, the Klan Room un amplio proyecto que emprende el artista en 1962 a lo largo de su vida en Memphis mientras es profesor de la universidad. Comenzó trabajando a partir de dibujos y pinturas que dejaran patente su rechazo al Ku Klux Klan, para evolucionar treinta y tres años después en un amplio contenido escultórico, pictórico, fotográfico y objetual. Un retrato multidisciplinar acerca de la cultura de este grupo. Christenberry fue capaz de tomar fotografías de encuentros de la organización que aterrorizó el sur de Estados Unidos durante más de medio siglo. The Klan Room no se habría podido realizar sin la inspiración que supuso el conocimiento de la obra de Guernica de Pablo Picasso o la película El nacimiento de una nación de Griffith, según el propio autor.

 

 

FUNDACIÓN MAPFRE. Sala Azca

La exposición se podrá visitar hasta el día 24 de noviembre de manera gratuita.

21 febrero 2018 by NEREA UBIETO

¿Qué estás mirando?


Hasta el 10 de marzo se puede visitar la exposición “What are you looking at?” de Carmen Figaredo en la galería Herrero de Tejada, una propuesta que invita a establecer una distancia al observar las imágenes más cotidianas para conseguir una reflexión crítica.


20 febrero 2018 by IRENE CALVO

Nuevo rumbo en JustMAD


Los directores de esta edición, Semíramis González y Daniel Silvo, explican los objetivos de la feria.


14 febrero 2018 by IRENE CALVO, ÁNGELA LOSA

En el estudio 35.000 jóvenes


Un espacio de creación en el barrio de Oporto.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *